Cómo detectar aspectos negativos de un candidato

febrero 02, 2018


Independientemente de que trabajes en RRHH o, como en muchas empresas, simplemente te haya tocado encontrar y seleccionar a alguien ya que en tu empresa no cuentas con un técnico de RRHH, este post puede ayudarte a detectar en la entrevista aspectos negativos del candidato. En  la Agencia Municipal de Colocación nos dedicamos a reclutar y seleccionar por competencias, y por experiencia sabemos que no todos los candidatos se ajustan a lo que las empresas empleadoras nos solicitan. Así que, a ti, que te ha tocado seleccionar, hemos pensado en darte algunos consejos y pautas a seguir a la hora de desenvolverte mejor en  la entrevista con un candidato.

Y ahora, ¿qué? Lo primero es identificar hasta el mínimo detalle todas las características de la oferta de trabajo: formación y experiencia requerida, el perfil de trabajador y las competencias básicas, técnicas y transversales que se requieren para realizar de manera efectiva el trabajo en cuestión. Claro, la cuestión es que sabiendo todo esto nadie quiere equivocarse contratando al candidato equivocado. ¿Cómo soy capaz de detectarlo?

Estos aspectos son muy generales, y claro, cada entrevista, cada posición, cada empresa e incluso cada entrevistador son distintos. Pero estamos seguros que algunas de estas ideas generales pueden serte de provecho:

¿Cómo detectar los aspectos negativos en una entrevista de trabajo?

Bueno, esto sí que lo sabes: quien pregunta, dirige la conversación. Siendo así, creando un clima de confianza, puedes indagar en aspectos de los candidatos como hobbies, experiencias anteriores, logros, resolución de conflictos...
Para ello, escucha y deja hablar: haz preguntas abiertas donde el entrevistado pueda hablar, darse a conocer y explicarse. También así sabrás cómo se desenvuelve. Podrías continuar con algunas preguntas no estructuradas, que le hagan incidir sobre los posibles aspectos negativos que tenga el entrevistado.

¿Cuáles son esos aspectos negativos a detectar?

¿Conoces las competencias básicas y transversales? Pues son los rasgos (actitudes, habilidades, destrezas y comportamientos) que definen a cada persona y que se requieren a la hora de realizar un trabajo en concreto. Estas competencias son transferibles a una gran variedad de ámbitos de desempeño y fortalecen la empleabilidad del trabajador.
Existen muchos datos que tendrás que cotejar, tanto los que aporta el candidato en su CV (experiencia, formación, nivel de idiomas, etc.), como los que parece demostrar (personalidad, actitud, hábitos…).
  1. ¿Miente en su currículum? Si descubrimos que nos miente, algo va mal, deberíamos plantearnos qué grado de tolerancia damos a la honradez de este candidato...
  2. ¿Tiene flexibilidad? Comprobar si es capaz de adaptarse realizando distintas tareas. En caso de que se muestre muy "cuadriculado", será difícil de encajar, sobre todo por una posible proyección a futuro. Aunque también puede ser interesante un perfil perseverante en una tarea...
  3. Motivación, si se muestra desmotivado, piensa mal, puede que no aporte a tu empresa la energía positiva que necesitas. Esa actitud...
  4. Iniciativa ¿es capaz de aportar nuevas ideas? Toda empresa necesita de alguien que nos refresque.
  5. ¿Posee capacidad de negociación? Debe saber lo que quiere y defender sus intereses de forma convincente...
  6. ¿Tiene confianza en sí mismo? Alguien que confíe en sí mismo puede aportar mucho valor al equipo y a la empresa.
Si no tienes experiencia en selección, esperamos que estos mini consejos te ayuden acertar cuando te toque realizar entrevistas. Ya sabes que puedes contar con nuestra ayuda, en Agencia Municipal de Colocación.

  • Compartir:

También te puede gustar

0 comentarios